lunes, septiembre 29, 2014

Sobre la Novillada de Baltasar Ibán en Arnedo (José Vega)

Ando todavía a estas horas dándole vueltas a la novillada de Baltasar Ibán en Arnedo. Una intersantísima tarde de toros con las dificultades que ha de tener el toro, por mucho que nos quieran decir que esto no es lo que embiste. Saltaron al ruedo al menos cuatro animales con posibilidades de triunfo, pero no el triunfo al que nos han acostumbrado de desplantes, circulares por la espalda, y demás adornos "jesulinescos" ante animales dóciles y obedientes, un TRIUNFO con mayúsculas frente a animales que dan importancia y sentido a esta Fiesta de los toros.
Sobre todo hubo dos novillos, primero y quinto, con una casta y fiereza descomunal. Animales que desbordarían a más de la mitad del escalafón, no ya novilleril, ¡de matadores!, y a alguno de los que están en cabeza también. 
(...)
Novillos de Baltasar Ibán, excelentemente presentados; encastados sobresaliendo el primero y el quinto, excepto el sexto, geniudo y deslucido. Fernando Rey, oreja y silencio tras dos avisos. Jorge Expósito, silencio tras aviso y vuelta. Alejandro Marcos, vuelta y silencio tras aviso.

José Vega en "Pureza y Emoción" - Aquí la crónica completa -

Foto: Carmelo Betolaza para Aplausos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada