viernes, abril 15, 2016

Paco Ureña ante "Galapagueño" de Victorino Martín


El que ha toreado por momentos con toda la verdad ha sido Ureña. A su primero, Galapagueña, le ha toreado con una extraordinaria pureza: la naturalidad, el medio pecho, el trazo largo del muletazo, la ligazón, lo que es el toreo que a uno le gusta. El toro demandaba que se le pisase el terreno, y cuando Ureña optaba por las afueras el toro se le paró, pero cuando asumía su posición -la del riesgo- y le echaba la muleta al hocico el toro se entregaba sin dobleces. Momentos de toreo grande los de Ureña en Sevilla en esta tarde,

José Ramón Márquez – aquí su crónica -

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada